GRAFOLOGÍA: ES MÁS IMPORTANTE SABER LA PREGUNTA QUE CONOCER LA RESPUESTA

ES MÁS IMPORTANTE SABER LA PREGUNTA QUE CONOCER LA RESPUESTA

Mi amigo Roberto me manda un correo electrónico con un chiste que me parece útil para este blog.

Nadie se debe enfadar por la mención a unos determinados ciudadanos de Comunidades Autónomas españolas. Cada uno puede poner en el ejemplo lo que quiera.

"Un lebaniego (del Valle de Cereceda por supuesto), está sentado junto a un vasco en la sala de espera de un aeropuerto esperando un vuelo largo.

El Vasco mira al lebaniego y como se siente superior piensa en aprovecharse de él fácilmente. Así que le pregunta al lebaniego si le gustaría jugar a un divertido juego.

El lebaniego, cansado, solo quería dormir una siesta y diplomáticamente rehusa y trata de darle la espalda.

El Vasco insiste, el juego es muy divertido. 'Yo te hago una pregunta y si nos sabes la respuesta, me pagas 5 €. Luego tu haces una pregunta, y si no sé la respuesta, yo te pagaré 500 €'

El lebaniego para callar al Vasco que se pone tan pesado, acepta participar en el juego.

El Vasco hace la primera pregunta: '¿Cuál es la distancia desde la Tierra hasta la Luna ? '. El lebaniego no dice nada, saca de su bolsillo un billete de 5 € y se lo entrega al Vasco.

Ahora, es el turno del lebaniego y pregunta al Vasco: '¿Qué sube una montaña con tres pies, y baja con cuatro ? y se echa a dormir.

El Vasco enciende su portatil, busca todas las referencias. Entra a la red y accede a todas las enciclopedias mundiales, revisa en Wikipedia, manda e-mails a todos los amigos listos que conoce (pocos, ya que es Vasco)...sin resultados.

Después de una hora de estar buscando se da por vencido.

Despierta al lebaniego y le da los 500 €. El lebaniego con los 500 en el bolsillo, se da la vuelta y a dormir de nuevo.

El Vasco cabreado como una mona por no haber encontrado la respuesta, despierta al lebaniego y le pregunta: ' Bueno, me vas a decir ¿qué es lo que sube una montaña con tres pies y baja con cuatro?'

El lebaniego saca 5 €, se los entrega y se vuelve a dormir...

En muchas ocasiones, en cualquier asignatura, en cualquier circunstancia de la vida es mejor y más conveniente saber la pregunta que conocer la respuesta.  La mayéutica o el método socrático; soy un enamorado de este método.

Las respuestas pueden variar, pueden depender de algo externo a nosotros. En realidad, en un juicio, no tacharán de inoportunas las respuestas sino de irrelevanes o impertinente las preguntas. Impertinente, no porque ataquen o molesten al preguntado, sino porque no son pertinentes para conocer del asunto.

En periodismo pasa otro tanto de lo mismo. Se dice que no hay respuesta impertinentes sino preguntas mal realizadas.

Creo que es fundamental saber preguntar. Los profesores tenemos que saber que preguntamos, pero también que pasa por la cabeza de nuestros alumnos cuando preguntan. No es la respuesta lo que muchas veces buscamos y que en ocasiones sabemos. Es en la pregunta donde, en muchas ocasiones, está el "quid" de la cuestión o de la vida.

No hay comentarios: